Sevilla Centro

Sevilla, una ciudad con un color especial

  • ¿Te acuerdas de la “La Macarena”, la conocidísima canción del verano? Los dos cantantes españoles que la hicieron famosa, Los del Río, tienen otra canción también famosa que dice “Sevilla tiene un color especial”. Y cuando vayas a Sevilla entenderás por qué, y es que la belleza de esta ciudad del sur de España es incomparable. La capital de Andalucía es una ciudad increíblemente hermosa que cuenta además con numerosos monumentos. De hecho, te puedes perder durante horas por el centro caminando de un punto de interés a otro.
    El río Guadalquivir cruza el centro de Sevilla y muchas de las atracciones turísticas se encuentran junto al río. Este detalle junto con las casas blancas y un clima maravilloso hacen de Sevilla una ciudad especial. Además, el Guadalquivir es un río navegable, lo que convierte a Sevilla en la única ciudad interior con puerto.
    Tampoco podemos olvidar los monumentos que hay en la capital andaluza, que tiene el centro histórico más grande de España y el tercero más grande de Europa, con casi 4km2. Alberga además tres edificios que son Patrimonio Mundial de la UNESCO: la Catedral, el Alcázar y el Archivo de Indias.
  • Una parte del “color especial” de Sevilla proviene de sus alegres y amigables lugareños, personas sociables, agradables y cálidas. En el centro de Sevilla encontrarás muchos turistas como tú, pero también podrás relacionarte con lugareños en la calle y en los bares.
    Con más de 700.000 habitantes, Sevilla es la cuarta ciudad más poblada de España. Aunque la mayoría de sus habitantes son de origen español, también hay inmigrantes de América Latina y del norte de África. Sin embargo, Sevilla no es una ciudad cosmopolita y la mayor parte de la gente que encuentres habrá nacido y crecido en Sevilla y/o sus alrededores.
  • En Sevilla hay unos grandes almacenes de la cadena El Corte Inglés, que se puede encontrar en las principales ciudades españolas. Allí podrás comprar ropa, accesorios, zapatos, joyas y perfumes, además de libros, discos y productos electrónicos. Pero si estás en el centro es incluso mejor ir de compras al aire libre para disfrutar del buen clima y de la belleza de las calles. Cerca del Ayuntamiento se encuentran las calles Sierpes y Tetuán, dos calles peatonales donde encontrarás tiendas de las principales marcas de moda. También hay tiendas exclusivas como Sabina o un taller donde se pueden comprar tocados artesanales. En la calle Cuna encontrarás vestidos y accesorios de lujo; de hecho, los lugareños la llaman "la calle de las bodas”, ya que es donde todo el mundo va a comprar trajes de fantasía para estas ceremonias. Por último, te recomendamos que no dejes de perderte por la ciudad, ya que es la mejor forma de encontrar tiendas con objetos únicos y souvenirs para tus familiares y amigos.
  • Sevilla tiene red de metro, pero si te vas a mover por el centro es mucho mejor que cojas el tranvía. Además, podrás disfrutar de las vistas.
    Sin embargo, nosotros te recomendamos que camines. Los apartamentos del centro de Sevilla gozan de una ubicación privilegiada y la ciudad cuenta con tantos monumentos, bellos jardines y edificios que ver que la mejor forma de desplazarse es a pie. Si prefieres ir sobre ruedas, siempre puedes alquilar una bicicleta. Ya verás que hay muchos sitios donde hacerlo. También puedes coger un taxi, sobre todo por la noche, pero pregunta antes por el precio aproximado para evitar sorpresas. Los taxis en Sevilla son de color blanco con una franja diagonal amarilla.
  • Hay tanto que ver y hacer en Sevilla que necesitarás varios días para llegar a conocer esta hermosa ciudad. Puedes empezar el recorrido al sur del centro de Sevilla, donde está la Plaza España. A continuación, se encuentras el Alcázar, un antiguo palacio real de estilo mudéjar que fue construido por los reyes moros en la época de Al-Ándalus, cuando el sur de España había sido conquistado por el Imperio Islámico. Este palacio, que es Patrimonio de la Humanidad, fue utilizado para filmar las secuencias de Dorne de la famosa serie de televisión Juego de tronos. El Archivo de Indias, que alberga los documentos del Imperio español, también se encuentra allí.
    Un poco más adelante, al lado del Alcázar, se encuentra la hermosa Catedral de Sevilla, la mayor catedral de estilo gótico en el mundo. A la izquierda, se encuentra la plaza de toros de la Real Maestranza de Sevilla.
    Pero aún hay mucho más que ver en el centro de Sevilla. Si paseas por la ciudad, descubrirás muchos más monumentos, edificio, plazas y jardines.
  • Sería difícil decirte dónde no debes comer en Sevilla. El sur de España es famoso por su deliciosa comida y la capital andaluza no es una excepción. Cualquier bar o cualquier taberna disponen de una oferta de tapas y platos, pero también podrás encontrar los típicos menús españoles. Por un módico precio, de 10€ a 13€, tendrás una comida completa con primero, segundo, postre, pan y bebida. Sin duda hay rangos más altos de precios si quieres más calidad, pero la relación calidad-precio es generalmente asombrosa.
    Pero Sevilla es mucho más que tapas y fritos, y además hay locales fantásticos para probar otras cocinas. Por ejemplo, La Chala, Az-Zait, Eslava o Mesón Guadalquivir, entre otros.
  • La noche es un buen momento para conocer el ambiente alegre y animado del centro de Sevilla. Además es uno de los mejores momentos, especialmente en verano, ya que cuando el sol se pone el calor finalmente te dará una tregua.
    No te será muy difícil encontrar algo que hacer por la noche. España tiene un bar por cada 170 habitantes, así que no te costará mucho dar con uno. El centro de Sevilla está lleno de terrazas, pubs y bares donde sentarte a tomar una cerveza fresquita y en la mayoría te darán una tapa con la bebida. Saltarte la cena nunca había sido tan buena idea.
 
 

Apartamentos cerca de la

 
 
Página 1 de 4    
 
 

Nuestros destinos