El transporte público en Viena

El transporte público en Viena es excelente. Desde la red de transporte de última generación hasta los coches de caballos, existen muchas opciones para que los visitantes se puedan mover por toda la ciudad. ¡No alquiles un coche, no te hará falta!

El transporte público

La ciudad de Viena ha sido “la mejor ciudad del mundo para vivir” en más de una ocasión y el sistema de transporte público juega un papel muy importante en ello. Es limpio, asequible y muy eficiente. Cinco líneas de metro, 28 líneas de tranvía y 90 líneas de autobuses operan a diario. Sin duda alguna, la mejor manera de moverte por la ciudad es usando el transporte público.

Vienna U-bahn by Jorge LascarPara comenzar: una lección de vocabulario

El metro de Viena es la “U-Bahn”. Es importante saberlo porque las paradas de metro están marcadas desde fuera con una “U” blanca sobre un fondo azul. El tranvía es la “Strassenbahn” y el autobús “Autobus”. La palabra para billete es “Fahrkarte”.

Horarios

El transporte público funciona a diario entre las 05:00 de la mañana y la media noche, además una red de buses nocturnos sigue operando cuando el metro, el tranvía y los autobuses diurnos dejan de hacerlo. ¡Los viernes, sábados y las noches anteriores a un día festivo el metro circula durante toda la noche!

Precios

Hay varios billetes opcionales para los viajeros. Los turistas que visitan la ciudad durante 3 días pueden usar la Vienna Card, el billete es válido durante 72 horas y sirve para todas las líneas de transporte, aparte de ofrecer más de 200 descuentos para las atracciones más importantes, restaurantes y cafeterías.

Wienerlinien by Cha già JoséOtras opciones son el billete sencillo (2€) o el billete semanal (15€) entre muchas otras. Para averiguar cuál sería la mejor para ti y consultar rutas, visita la página web sobre el transporte público de la ciudad. Puedes comprar los billetes en las estaciones de metro, por internet, en estancos o en las máquinas de las paradas de tranvía y autobús (aquí pagarás 20c más).

¡Mira bien tu billete para saber si debes validarlo al viajar! No querrás verte en problemas solo por no haberlo hecho. Encontrarás las máquinas para validar el billete en los tranvías, autobuses y en varios puntos dentro de la estación de metro. Los niños menores de seis años siempre viajan gratis y los niños menores de 15 años lo podrán hacer durante las vacaciones, domingos y festivos.

¡Consejo!

Si usas smartphone descárgate la aplicación Qando: www.qando.at, es una ayuda muy práctica al usar el transporte público de Viena con horarios, información a tiempo real y mapas de las líneas.

Otra opción - caminar

Viena no tiene fama por su buen tiempo, pero si el clima acompaña durante tu estancia, la mejor opción para conocer la ciudad es caminando por sus calles, en especial por las calles adoquinadas del centro. Disfruta del maravilloso paisaje, de su impresionante arquitectura y nota como el ambiente cambia de un distrito al otro. ¡Si te cansas de caminar, siempre tendrás cerca una parada de metro, autobús o tranvía!

En bicicleta

Citybike by In_Zukunft_WienOtra manera muy agradable de conocer la ciudad, en especial en los meses más calurosos, es usar las bicicletas de la ciudad. Por el centro no tardarás más de media hora en llegar de un punto a otro de la ciudad. Cuenta con muchos carriles para las bicicletas, uno muy bonito es el que pasa a lo largo del Danubio. ¡No tendrás que alquilar una bicicleta en una tienda! Como muchas otras ciudades europeas, Viena también cuenta con su sistema de alquiler de bicicletas. Encontrarás varias estaciones de CityBike en el centro, podrás alquilar una bicicleta en una estación y dejarla en otra. Regístrate por 1€ con tu tarjeta de crédito, no pagarás por la primera hora de uso, la segunda cuesta 1€, la tercera €2, etc. Consejo: Antes de acabar la primera hora, devuelve tu bici y espera 15 minutos. Así podrás volver a coger otra para seguir disfrutando del servicio gratuito durante una hora más.

En taxi

Si no eres de los que usa el transporte público, ni te gusta caminar o montar en bicicleta, podrás coger un taxi. Podrás pararlos en la calle, tomarlos delante de los hoteles o en otras paradas de taxis. El precio lo dicta el taxímetro, el viaje por el centro cuesta entre 7 y 10€, redondea hacia arriba para dejar una propina. La mayoría de los taxistas hablan inglés y puede que te muestren lugares de interés turístico si pasas por ellos durante el trayecto.

Coches de caballos

Venecia tiene sus góndolas y Viena sus coches de caballos. Los llaman “fiaker” y la ciudad no sería igual si no circularan por ella. La mayoría solo se mueve por el primer distrito y los encontrarás en muchas plazas como Stephansplatz, Michaelerplatz o Heldenplatz. ¡La experiencia es inolvidable y romántica, pero no es barata! Un viaje corto por el centro de la ciudad de aproximadamente unos 20 minutos cuesta 55€.

¡Qué lo disfrutes! Viel Spaß!

¡Obtén todos los artículos de Viena en un click!

Al proporcionar su correo electrónico acepta recibir información útil de GowithOh como descuentos exclusivos, próximos eventos y consejos acerca de nuestros destinos.